Portulaceas

El reino de las plantas es particularmente extenso. De hecho, existen millones de familias en este y, además, cada una de estas encierran diferentes especies que tienen ciertos parentescos, pero al igual que las personas, todas difieren en muchas características. En esta oportunidad te informaremos un poco acerca de las Portulaceas, una familia de plantas que resulta bastante grande. Es maravilloso conocerla.

Algunos Plantas del Genero Portulaceas

Contenidos

 

¿Qué son las Portulaceas?

Se le conoce a las Portulaceas como el grupo de plantas que pertenece a las fanerógamas, que son el tipo de plantas que se encargan de producir semillas. Esta familia en particular ha estado durante mucho tiempo siendo estudiada por la mayoría de las personas especialistas en estos temas, ya que es una de las primeras que se encontró que podía generar semillas.

Portulaceas

Lo mejor acerca de esta familia es que existen plantas con todo tipo de taxonomía, desde pequeños arbustos a grandes estructuras que conocemos como herbáceas. Hay que destacar, además, que su distribución en el mundo es muy extensa, pues las especies que pertenecen a este grupo se encuentran en diferentes países de Latinoamérica.

No obstante, las Portulaceas también están en países del hemisferio sur, en donde los climas son suficientemente buenos para ella, como en África o Australia. Es un tema realmente interesante. Lo mejor y más relevante acerca de esta familia es que es conocida por tener al menos 20 géneros y dentro de ellos, un aproximado de 500 especies.

En definitiva, resulta uno de los grupos más famosos y reconocidos en el mundo de las plantas.

Las Portulaceas y las otras familias del mundo de las plantas

Es evidente que las Portulaceas son apenas una pequeña parte de lo que en realidad significa el mundo de las plantas. Sin embargo, es importante destacar que durante muchos años muchas especies pertenecieron a este grupo debido a que no se habían encontrado diferencias demasiado marcadas que pudieran separarlas. Con la llegada de la tecnología esta situación cambió drásticamente y actualmente se modificaron detalles.

Uno de los puntos importantes a destacar es que muchas especies que pertenecía a esta familia en particular fueron trasladadas a otras, pues se percataron de que existían características que eran más conocidas en los grupos como los de las Mortiaceae, Talinaceae y Didiereaceae. Además, muchas otras fueron agregadas posteriormente y así las reglas del mundo de las plantas fueron cambiadas de forma continua.

Estos cambios ocurrieron en el 2003, pues el sistema APG II no había sido modificado desde 1998. Es algo que resulta de gran relevancia debido a que muchas personas desconocen actualmente que algunas especies fueron trasladadas a otras familias y siguen asumiendo que pertenecen a las Portulaceas, cuando en realidad no es así desde hace mucho tiempo. No debemos pasar esta información por alto bajo ninguna circunstancia.

Apariencia de las Portulaceas

En el interior de esta familia en particular se ocultan más de 500 especies que tienen algunos detalles en común, aunque son más las diferencias que las hace sobresalir a cada una. Es importante destacar que en este grupo existen plantas que son herbáceas, hermafroditas e incluso suculentas, por lo que es evidente que la variedad se reconoce por sobre otros detalles interesantes. No debemos confundirla con otras familias.

La apariencia de cada una de las plantas resulta un tema bastante confuso, en especial en este grupo, pues cada una tiene detalles que parecieran coincidir con ninguna de las otras especies. Sin embargo, todas tienen algo en común: poseen semillas. Y, aunque cada una puede tener características en común con especies que pertenecen a otras familias, lo cierto es que existe una razón por la que se puede relacionar con las Portulaceas.

Los géneros son variados, dentro de ellas se encuentran las especies y es esencial conocerlos para no confundirlos con otras plantas de diversos géneros que se encuentran en grupos completamente distintos. Recordemos que, mientras más variada sea una familia, más complicado se vuelve poder reconocerla a simple vista, pues se tendrá que buscar detalles específicos que se reconozca en el género en cuestión.

Anatomía de una Portulacea

La anatomía de estas plantas, al igual que las especies, son realmente variadas. Es útil tener conocimiento acerca de los pétalos de las flores que se encuentran en este tipo de plantas, pues normalmente tienen 4 o 6 pétalos, cada uno de ellos lo suficientemente separado el uno del otro. También podrá distinguirse en algunas de ellas flores solitarias, que se encuentran distribuidas de forma alterna por toda la planta.

Es decir, que es muy poco frecuente que se encuentren en ramos o en conjunto. Este es un dato que resulta esencial para poder reconocer a este tipo de plantas en la época en la que comienzan a florear. También hay que destacar que algunas producen verduras que son comestible y otras traen consigo malas hierbas, como es el caso de la Portulaca Oleracea, que dentro de su género existen ambas situaciones y cada una es llamativa.

A pesar de que no existe un patrón concreto de cómo son las plantas que pertenecen a esta familia en cuestión. Lo cierto es que todas, indiferentemente de que no parezca, tienen un detalle que las hace formar parte de la misma familia e incluso, del mismo género. Hay que saber esto para evitar realizar descartes que puedan afectar directamente al correcto desenvolvimiento de las plantas. No podemos pasarlas por alto.

Todo lo que debes saber de las Portulaceas

Es importante destacar que las plantas de esta familia conocida como Portulaceas, tienden a ser anuales o perennes, lo que quiere decir que pueden llegar a durar más de un año si se les administra el cuidado adecuado. También hay que tomar en cuenta que sus características físicas pueden variar depende de la especie, pues es posible que tengan tallos erectos o postrados, como también pueden estar ausentes de estípulas o no.

El tema de las hojas también es bastante variado, ya que pueden poseer diferentes tipos de hojas, pero normalmente son simples, a menos que tengan un parentesco con las suculentas, que es normalmente lo que ocurre. En conclusión, las Portulaceas son una familia maravillosamente diversa.

 

Compartir es sinónimo de bondad. Se bondadoso...

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *